Vibradores para hombres, más variedad de la que crees

vibradores para hombres

Son muchas las personas, que entran en nuestra página web con una idea preconcebida equivocada diciendo,  “para hombres, no hay prácticamente nada ¿no?” Pero es en esa duda donde entramos rompiendo con esta idea equivocada, y explicando que, realmente, existe tanta pluralidad de vibradores para hombres como existe para mujeres; sólo que partimos de una educación sexual que nos aporta una visión limitada de exactamente la misma. Esto es, si miramos un poco más allá, descubriremos un sinfín de posibilidades. Si te preguntas qué deberá ver una cosa con la otra, te animo a que sigas leyendo, a ver si, al final, coincides conmigo o bien no.

 

vibradores para hombres

El placer con vibradores para hombres

Tendemos a centrarnos, en una sola característica de los hombres a nivel sexual: el pene. La verdad es que, aunque el pene está al lado de los testículos, el órgano sexual del hombre, si hablamos de sexualidad deberemos englobar más que esto. En tanto que, como ya hemos hablado en otros pequeños artículos, la sexualidad no se reduce a los genitales, sino más bien a un conjunto de experiencias, que incluyen la atracción y el erotismo: qué personas nos sentimos atraídos y atraídas, y qué acciones y/o unas partes de nuestro cuerpo nos dan placer. En esto último, en el caso de los hombres, el pene es tan sólo una de las partes del cuerpo, mediante las que conseguir placer. A él se le agregan los testículos, los pezones, el ano, la zona perianal, y un sinfín de zonas erógenas, cargadas de receptores sensoriales, cuya estimulación puede dar placer: orejas, cuello, muñecas, manos, pies…

Viéndolo de esta manera, ¿verdad que se queda corto pensar que sólo podemos aspirar a juguetes que estimulen el pene?
Debemos desterrar la idea de que, si un hombre es heterosexual, su primordial fuente de placer sexual es la estimulación de su pene. La estimulación anal, es una parte esencial del placer masculino, en tanto que, a través de él, podemos acceder a la próstata, área así mismo famosa como «punto P».

¿Por qué razón se la ha dotado de un nombre particular, como punto P? Simplemente, pues es una de las zonas que más placer puede provocar a través de una estimulación conveniente. Dicha estimulación puede efectuarse de forma interna (a través del ano), o bien externa (por medio de la estimulación del perineo). Y esto se puede efectuar como única estimulación, o bien en conjunto con la estimulación de otras zonas.

Permíteme que haga hincapié en esto: que un hombre disfrute la penetración anal no significa nada más que eso, que goza de la penetración anal. Creo que es preciso hacer esta puntualización, en tanto que como decía antes, la (escasa) educación sexual que hemos recibido durante nuestra vida, hace que sea prácticamente impensable que un hombre pueda ser penetrado analmente y gozar de ello. Pero, ¿sabes qué? Somos dueños y dueñas de nuestros cuerpos, y si a través de él tenemos la posibilidad de explorar y gozar de sensaciones fantásticas y enormemente agradables, ¿por qué razón no probarlo?

 

 

vibradores para hombres

Los tipos de artículos sexuales para hombres

Teniendo presente lo precedente, los juguetes para hombres engloban un extenso rango, conforme la o bien las zonas que se quieran alentar, y se nos abre un mundo de artículos.

Si hablamos de la estimulación del pene y testículos, tenemos masajeadores, muñecas hinchables, bombas de absorción, y vibradores múltiples.

 

 

De entre los artículos sex una gran parte son vibradores para hombres, existen los específicos para hombre y los que se pueden utilizar además para mujeres.

 

 

Los masajeadores de pene suelen consistir en un cilindro, que puede estar cerrado en uno de sus extremos o bien no, con diferentes rugosidades en su interior, que estimularán el pene cuando se introduzca.

Pueden ser masajeadores realísticos: aquellos que tienen alguna forma que imita el cuerpo humano, bien sea la de una vagina, una boca, un ano o bien unos pechos, pueden tener vibración, sensaciones de absorción y/o de calor o bien pueden ser prudentes y pasar totalmente inadvertidos, como es el caso de un pequeño masajeador recargable. Así mismo, podemos hallar los que son descartables, como los muy famosos huevos.

 

vibradores para hombres

 

 

Los cambios de tendencia en artículos sexuales

Las muñecas hinchables, como ya vais a saber de artículos precedentes, son muñecas de tamaño real, con extremidades y semblante, que nos ofrecen dos o bien tres agujeros penetrables: boca, ano y/o vagina. En contraste a los masajeadores de pene, que suelen ser sólidos y de tamaño pequeño, las muñecas hinchables imitan el tamaño de un cuerpo.

Las bombas de absorción son, al unísono, un artículo sexual y un producto terapéutico. Esto es, pueden ser usadas para conseguir placer, pero así mismo como complemento para permitir conseguir una erección, en aquellos casos en los que, por la razón que fuera, no se logra la erección de forma espontánea. Tenemos desde aquellas básicas, que nos pueden suministrar un placer extra o bien un ligero empuje para lograr la erección, hasta aquellas que ofrecen gran precisión, permitiéndonos supervisar con precisión la presión o bien vacío que estemos ejercitando.

Cuando digo «vibradores múltiples», me refiero a aquellos vibradores que, estén pensados únicamente para el pene o bien no, son suficientemente polivalentes como para ser usados de forma cómoda y eficaz para su estimulación. En un caso así, hablo de artículos como las anillas vibradoras, que dejan alentar no sólo el leño del pene, sino más bien situar la vibración por debajo, estimulando los testículos, o bien la zona perianal. O, el espléndido artículo polivalente donde los haya, para la estimulación de cualquier persona, a solas o bien en pareja.

 

 

vibradores para hombres

Vibradores para hombres en nuestros días

Siguiendo esta línea, si hablamos de estimulación perianal o bien anal, contamos con plugs, dildos, masajeadores prostáticos y, de nuevo, vibradores múltiples.
En la categoría de «vibradores múltiples» entraría así mismo su acople para punto G (que sirve precisamente igual para el punto P, claro), ya ni te digo. Pero podemos hablar de otros vibradores, que van a hacer más cómodo lograr ciertas zonas, como, exactamente, la perianal.

Al hablar de masajeadores prostáticos, siempre y en todo momento me agrada apuntar la diferencia entre estos y los masajeadores del punto G, puesto que, en forma, pueden ser realmente similares y llegar a confundirse. Los masajeadores prostáticos, suelen tener una curva más abierta que la de los masajeadores del punto G, esto es, un ángulo más abierto. Igualmente, los prostáticos siempre y en todo momento, siempre tienen una parte que hace de encuentre, como cualquier otro artículo anal.

En todo caso, en los prostáticos aqui tenemos una extensa pluralidad de tamaños y longitudes. Desde el ideal para una estimulación suave y/o para aquellas personas que comienzan en este tipo de artículos; hasta el magnífico dispuesto para anegar tu cuerpo de sensaciones, masajeando la próstata y el perineo, al unísono que estimula el ano con su importante tamaño y su forma de bolas.

En lo que se refiere a plugs y dildos, capaces para la zona anal, absolutamente nadie afirmó que fuesen solamente para empleo femenino… Las joyas anales y los plugs con cola, son una alternativa de lo más entretenida y sensual para la estimulación anal; o bien los plugs con bola interior, ideales para robustecer el suelo pélvico, pero así mismo para alentar y provocar sensaciones enormemente agradables con cada paso que se dé. Y ¿qué decir de los dildos? Gracias a ellos tenemos un muy, muy amplio abanico de tamaños, para gozar de diferentes sensaciones, jugando aún con el realismo.